#10 Estadio Lev Yashin

En este FBC hablamos compartimos nuestro análisis sobre el nuevo estadio del Dinamo Moscú, armamos nuestro 11 ideal de la Liga Premier y comentamos los playoffs Ufá vs Tom Tomsk y Nizhni Novgorod vs Krylia Sovetov, por un cupo en primera división para la próxima temporada.

Descarga el programa

El letargo duró más de 10 años. Uno de los clubes más antiguos de Rusia, once veces ganador del campeonato de la URSS y en donde brilló Lev Yashin, volvió a jugar en su propio estadio. Bienvenido a casa, Dinamo.

El equipo moscovita había jugado por última vez en el viejo Estadio Dinamo el 22 de noviembre de 2008. Aquel día venció 2-0 al FC Tom Tomsk con goles de Aleksandr Kerzhakov. Luego cerraría el campeonato clasificándose a la fase preliminar de la Liga de Campeones. Sus hinchas jamás se imaginaron que sufrirían tanto antes de volver a su lugar en el mundo. Por un lado, la construcción del estadio demandó 3 años más de lo estipulado. Es más, fue incluido en la nomina previa de sedes mundialistas y el comité organizador estaba ilusionado con realizar allí la ceremonia inaugural. Por el otro, Dinamo sufrió una profunda crisis y tocó fondo en el 2006. Por primera vez en casi 100 años de historia descendía a la segunda división.

El moderno complejo deportivo cuenta con un campo de fútbol y un gimnasio multiuso. Mientras el primero tiene capacidad para más de 25 mil personas sentadas (33 mil para conciertos), el segundo puede acoger un máximo de 14 mil espectadores. El Banco VTB estuvo a cargo de las inversiones para la construcción del estadio, que tuvieron un costo final de 1.500 millones de rublos (23 millones de dólares), y será el principal sponsor del recinto hasta el año 2022 a cambió de 2.400 millones de la moneda local (36 millones de dólares)

El antiguo estadio del Dinamo construido en 1928 fue el primer coliseo de la Unión Soviética. Allí disputó sus encuentros la Selección de la URSS hasta la construcción del Estadio Central Lenin (hoy Luzhniki) y miles han sido testigos de las voladas de Lev Yashin. Los únicos elementos que se han conservado de su predecesor son los dos arcos y la fachada principal que da a la Avenida Leningradski por ser considerada patrimonio arquitectónico de la ciudad. Esa misma puerta, que una y otra vez cruzó el mejor arquero de la historia del fútbol, mantiene en la parte superior el nombre del club en cirílico. En honor a él fue bautizado Estadio Lev Yashin. 

Como no podía ser de otra manera, el saque de honor estuvo a cargo de familiares del legendario y único arquero en ganar el Balón de Oro. La idea era que su viuda Valentina Timofeíevna deje su sello en la ceremonia, pero en vísperas del encuentro  debió ser hospitalizada y no pude ser parte de la fiesta. A Valentina la llamaron 5 años atrás cuando el estadio estaba en pleno proceso de construcción para comentarle que el estadio iba a ser llamado Lev Yashin. En aquel entonces, ella se opuso a la idea. Hoy, agradece que nadie la haya escuchado, sin embargo se queja que no hay pista de atletismo. Finalmente, ante el imponderable sufrido por Valentina Yáshina, el placer lo tuvieron su hija, Irina Frolova, y su nieto, Vasili Frolov.

Para los hinchas, más allá de una necesidad identitaria, regresar a los origines también implica comodidad. La ubicación del estadio es inmejorable. Solo 5 km separan al Estadio Lev Yashin de la icónica Plaza Roja. Traducido a un trasporte público son 8 minutos de viaje en metro. Nada en comparación a la hora que les demandaba llegar hasta Arena Jimki, sitio en el que disputaba sus compromisos de local. Los partidos en esta ciudad, ubicada al norte de Moscú, ocasionaron muchos disgustos entre los simpatizantes. Ni siquiera los clásicos contra el Spartak o la visita del gigante italiano Napoli (2015, octavos de final de Europa League) fueron testigos de tribunas abarrotadas de público. 

Pero esos tiempos con largos viajes han llegado a su fin y familia del Dinamo ya ha vuelto al lugar del que nunca han querido irse. El encuentro correspondiente a la última jornada de la Liga Premier de Rusia que finalizó 3-3 puso fin a la inagotable espera. Desde el punto de vista deportivo no había demasiadas expectativas. Ni Dinamo ni Arsenal podían modificar su destino en la tabla final de posiciones. Mientras los locales ya se habían salvado del descenso algunas fechas atrás, los de Tula llegaban a Moscú para cerrar la mejor temporada de su historia. 6º y primera clasificación de la historia a la Europa League. El portugués Miguel Cardoso escribió su nombre en los libros de historia tras haber marcado al minuto de juego el primer tanto en el nuevo estadio.

De esta manera Moscú suma otro estadio de primer nivel a su ya largo listado. El Lev Yashin se suma a un listado nada desdeñable de recintos construidos en los últimos 20 años. Estos son los casos del Estadio Lokomotiv (2002), el Arena CSKA (2016) y el Estadio Spartak (2014). También hay que incluir al Estadio Luzhniki (2017) que fue completamente remodelado para el Mundial de Fútbol y al nuevo estadio del FC Torpedo que estaría listo para el año 2022.

Texto Martín Álvarez

por Martín Álvarez, Galo Fernández y Fábio Aleixo


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s